Con el objetivo de impulsar, fomentar, promover y difundir las actividades relacionadas al sector, el Senado de la República aprobó el proyecto de decreto por el que se expide la Ley de Fomento a la Industria Vitivinícola.

Entre otros aspectos, la ley indica que las autoridades en el ámbito de sus respectivas competencias, fomentarán el desarrollo y participación del sector en el mercado, incluyendo la promoción de esquemas de participación de productores.

De acuerdo con el dictamen de las Comisiones Unidas de Comercio y Fomento Industrial y de Estudios Legislativos, Primera, este ordenamiento legal tiene la finalidad de impulsar una mayor productividad y competitividad en la industria vitivinícola.

Asimismo, establece como líneas estratégicas de acción para el cumplimiento del objeto de la ley:

I. Fomentar el respeto del territorio considerado como apto para el cultivo de la Vid en territorio nacional.

II. Estimular el crecimiento económico de la actividad vitivinícola en territorio nacional, generando las condiciones favorables para el impulso de inversión y acceso a fuentes de financiamiento y apoyos para la iniciativa privada.

III. Fomentar el cumplimiento de las normas oficiales mexicanas y normas mexicanas aplicables al sector, así como su evaluación de la conformidad para garantizar la disponibilidad y correcta información al consumidor sobre la calidad del Vino Mexicano y su correcta clasificación.

IV. Fortalecer la competitividad de los vinos nacionales en el mercado fomentando el desarrollo de su producción y calidad de los mismos.

V. Fomentar el uso y conocimiento en el público consumidor de distintivos relacionados con la calidad del Vino Mexicano.

VI. Fomentar campañas y/o actividades de promoción nacional e internacional orientadas a aumentar un mayor conocimiento y consumo de Vino Mexicano.

El documento aprobado con 82 votos unánimes se remitió a la colegisladora para su análisis.